Compartir

Se yergue como testigo silencioso de lo que no debe volver a ocurrir entre los españoles. Pero puede desaparecer si no se actúa con rapidez. Se trata de la iglesia del convento de San Rafael del pueblo viejo de Belchite (Zaragoza), arrasada, como el resto del pueblo, durante la Guerra Civil, y que presenta un estado de ruina inminente.

Por ello ha pasado a engrosar la Lista Roja del Patrimonio (www.listarojapatrimonio.org) que elabora la asociación Hispania Nostra, la única que vela por el patrimonio cultural y natural en todo el país.

El edificio se encuentra dentro del conjunto del pueblo viejo de Belchite, considerado como Bien de Interés Cultural. La iglesia actualmente se encuentra en estado de ruina inminente. Comenzando de abajo a arriba, el pavimento ha quedado completamente cubierto por vegetación que crece libremente en el interior de la construcción. La fachada se mantiene pandeando sobre sí misma y con medidas de contención de carácter provisional desde hace más de una década.

Al haber quedado completamente desprendida del conjunto ofrece un riesgo potencial de derrumbe, suponiendo un peligro para los visitantes y personal de Belchite Turismo, así como para el edificio colindante, la que fue la iglesia parroquial de la villa, San Martín de Tours. Dos de los arcos conservados presentan desplazamientos acusados en las dovelas, siendo los únicos restos que se conservan de la estructura de cubierta. Los muros perimetrales han perdido en su gran mayoría el tramo superior y parte del segundo, y en aquellas zonas que se conservan, lo hacen con grietas alarmantes. Algunos de los muros, además presentan grandes orificios en la zona baja, -por los que se producen accesos incontrolados al recinto-, que han debilitado los paramentos y producido grietas en algunos de los casos.

La decoración que conserva en el interior, ha quedado completamente expuesta a la intemperie, por lo que algunas molduras, cornisas y capiteles ya se han desprendido y otras amenazan con hacerlo. El convento pertenecía a la orden religiosa de las Dominicas de San Rafael, teniendo su origen en un beaterio fundado en 1711 en Belchite. Según Orlando, el convento fue inaugurado el 2 de enero de 1781, abriéndose las escuelas públicas para enseñanza de niños pobres el 24 de septiembre del mismo año.

El edificio de la iglesia formaba parte del convento que estaba integrado por las dependencias conventuales, el colegio, la citada iglesia y un cementerio. Durante la última guerra, el edificio quedó afectado, construyéndose después de la misma un nuevo convento en el pueblo nuevo. En 1939 se fundó la congregación de las Dominicas de Nuestra Señora de las Victorias, siendo Belchite su sede general. En la actualidad, de todas las dependencias monásticas, se conserva únicamente la iglesia comenzada en 1745 y terminada en 1777.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.