Compartir

Eloy Germán de la Iglesia (Zarautz, 1944 -2006) logró mostrar como cineasta una visión osada de nuestra sociedad. Desde sus comienzos en el cine en plena dictadura franquista en 1966, mantuvo una ardua lucha contra la censura hasta su desaparición en plena democracia, en 1977. Militó en el cine y en la vida llegando hasta el abismo y más allá.

Sus osados argumentos narraban los problemas del consumo de drogas, las represiones sexuales de un país bajo la dictadura, la corrupción política, la delincuencia juvenil y la homosexualidad, temas tabú que se ocupó de dinamitar. Su obra es un crudo retrato de una época oscura y reprimida que De la Iglesia contempla desde su militancia política y su onda raíz comprometida.

Poseedor de una obra insólita, provocativa y rompedora,cronista de mundos subterráneos, con una estética personal que ha permanecido indeleble con el paso de los años, ahora, 13 años después de su fallecimiento en marzo de 2006, su obra sigue siendo referente y modelo para jóvenes cineastas.

Eloy de la Iglesia. Oscuro objeto de deseo
Archivo familiar Eloy de la Iglesia
LA PRINCIPAL | 21.06.2019 – 08.09.2019

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.