Compartir

En los últimos dos días la Guardia Civil ha recuperado siete cuadros de José Méndez y Federico de Madrazo, dieciseis libros de José de Cadalso y  miles de objetos arqueológicos expoliados en yacimientos de Castilla La Mancha y Valencia

 Tan sólo han pasado unas 48 horas de la primera noticia sobre la recuperación de miles de piezas arqueológicas,  cuando sabemos que han vuelto a resolver otra nueva operación denominada “MASON”, con el resultado de la recuperación de cuadros de de José Méndez y Federico de Madrazo, además de recuperar libros de José de Cadalso. Todos los días desaparecen obras de arte propiedad de particulares, museos, iglesias o instituciones y el Grupo de Delitos contra el Patrimonio Histórico y Artístico de la Unidad Central Operativa (UCO) tiene que estar más atento cuando llegan las vacaciones y con ellas los descuídos.

La Guardia Civil, en el marco de la operación “MASÓN”, desarrollada en Madrid, ha procedido a la detención 3 personas, como presuntos autores de varios robos con fuerza en la que sustrajeron varia obras de arte perpetradas en viviendas de El Escorial (Madrid). Asimismo, se han recuperado 7 cuadros de los pintores José Méndez y Federico de Madrazo y 17 libros de José de Cadalso, robados a principios de junio. Los detenidos simularon que los cuadros procedían de una herencia familiar para poder venderlos a una galería de arte

Las investigaciones se iniciaron a raíz de varios robos cometidos en viviendas de la zona norte de Madrid donde fueron sustraídas importantes obras de arte. La Guardia Civil estableció un dispositivo para determinar la posible existencia de una red de personas, que podrían estar dedicándose al robo de arte en domicilios. Fruto de estas investigaciones dio como resultado la localización de dos viviendas en El Escorial, en las que se sospechaba que se podrían estar almacenando los objetos sustraídos. Posteriormente, la Guardia Civil estableció una vigilancia sobre los moradores de estos domicilios permitiendo descubrir que acababan de vender varios cuadros de valor histórico a una galería de arte, afirmando que procedían de una herencia familiar. Los detenidos son, A.S.G , I.F.P y A.P.O, todos ellos de nacionalidad española.

Se ha podido comprobar que 7 retratos realizados por José Méndez y Federico de Madrazo, procedían del robo perpetrado en una vivienda de El Escorial. Las obras fueron incautadas y puestas a disposición del Ministerio de Cultura. Los Agentes de la Guardia Civil han contado con el apoyo del Grupo de Delitos contra el Patrimonio Histórico y Artístico de la Unidad Central Operativa (UCO).

Objetos arqueológicos

La Guardia Civil interviene miles de objetos arqueológicos expoliados en yacimientos de Castilla La Mancha y Valencia. La operación “NECRÓPOLIS” se saldó con la detención en Valencia de 12 personas y la intervención de más de 9.000 piezas arqueológicas de gran importancia histórica y científica. Los objetos intervenidos, que datan de varias épocas y culturas que estuvieron asentadas en nuestro país, proceden de yacimientos arqueológicos de Castilla La Mancha y Valencia

La Ley 16/85 de Patrimonio Histórico Español prohíbe expresamente la búsqueda, sin autorización, de restos arqueológicos, así como que si estos fueran hallados de forma casual o previa autorización, deben de ser entregados inmediatamente a la administración.

La Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) en la denominada operación “NECRÓPOLIS” desarrollada en la provincia de Valencia, ha detenido a 12 personas como presuntos autores de gran cantidad de expolios arqueológicos cometidos en diversos yacimientos de Castilla La Mancha y Valencia. Durante la operación se han registrado 13 domicilios en propiedades de los detenidos donde se han interviniendo más de 9000 objetos arqueológicos, en su mayoría numismática, detectores de metales, planos cartográficos de yacimientos y material para la limpieza de los objetos expoliados, entre otros. Las investigaciones se iniciaron a principios de este año cuando agentes del Grupo de Patrimonio Histórico de la Guardia Civil tuvieron noticias de la actividad de un grupo de personas, residentes en diversas localidades de Valencia, dedicadas al expolio de yacimientos arqueológicos de las Comunidades de Valencia y Castilla La Mancha. A través de las investigaciones y vigilancias se averiguó que a diario y de madrugada, a bordo de dos vehículos se desplazaban a zonas arqueológicas, donde durante varias horas realizaban la búsqueda de restos que posteriormente trasladaban a sus domicilios para su limpieza y posterior comercialización.

En la mayor parte de las ocasiones los expolios eran llevados a cabo en yacimientos o zonas arqueológicas ubicadas en zonas despobladas de monte y distantes varios kilómetros de vías de comunicación principales. Conocedores de todos los caminos y vías de acceso a los yacimientos, el grupo, una vez cumplido su objetivo, abandonaba los mismos por caminos distintos a los de entrada, con el fin de evitar posibles controles policiales. Una vez en sus localidades de origen, los detenidos se reunían en bares de su localidad para mostrarse las piezas entre si o comercializarlas a través de intermediarios. Durante la fase de explotación de la operación, se han practicado registros domiciliarios en las localidades Valencianas de Aldaya, Alaquas, Manises y Moncada.

La Guardia Civil recuerda a la opinión pública que la Ley 16/85 de Patrimonio Histórico Español prohíbe expresamente la búsqueda, sin autorización, de restos arqueológicos, así como que si estos fueran hallados de forma casual o previa autorización, deben de ser entregados inmediatamente a la administración.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here