publicidad

El Diseño Espacial de Juan Herreros para ARCO

20 enero, 2008 | Por | Categoría: Actualidad, ARCO, Ferias, IFEMA | Imprime esta noticia Imprime esta noticia
Juan Herreros crea el Diseño Espacial de la 27ª Feria Internacional de Arte Contemporáneo

ARCO se renueva para reforzar el dinamismo de los espacios y la apuesta por el arte emergente.

ARCO’08 marcará el punto de inicio de una nueva distribución y diseño de la feria. Este cambio lo ha facilitado su ubicación en los dos recién estrenados pabellones de la Feria de Madrid, resultantes de la ampliación del recinto de IFEMA, el 12, el 14 y el 14.1., de mayor capacidad y mejores prestaciones. El traslado va a permitir una renovación total de los espacios de la feria, rompiendo los esquemas de los últimos años y apostando por una cuidada e innovadora distribución del espacio expositivo. La nueva organización espacial y el diseño de la instalación, ha corrido a cargo del arquitecto Juan Herreros, cuyo trabajo contribuirá a mejorar la redistribución de ARCO, a reestructurar los contenidos programáticos y sus actividades, al tiempo que a configurar una feria más clara y accesible para los visitantes.

Los nuevos pabellones son en realidad dos grandes plantas, una de ellas doble, que servirán para disponer los distintos programas que componen la Feria Internacional de Arte Contemporáneo. El PROGRAMA GENERAL, núcleo de la feria, estará situado en la gran planta baja resultante de unir los pabellones 12 y 14 en un único espacio, mientras que la planta superior acogerá el resto de contenidos de la feria en el llamado pabellón 14.1 y se convertirá en un hervidero para el arte joven, las nuevas propuestas creativas y la presentación de Brasil como país invitado en esta edición. Cambia la distribución y se amplían los espacios sin que aumente la superficie que ocuparán los expositores, con lo que el nuevo diseño ofrecerá una feria mucho más cómoda para los visitantes –con pasillos entre 4 y 11 metros de anchura– y creará un espacio de calidad para el encuentro con el arte contemporáneo.

Un enorme espacio para el Programa General
El diseño planteado por Juan Herreros para la sección general de galerías en ARCO parte de un principio fundamental, lograr “una feria lo más democrática posible sin especiales jerarquías entre stands”, explica el arquitecto. Aprovechando el cambio de pabellones, la feria da un giro a la tradicional disposición de las galerías y deja atrás “el modelo de las plazas y avenidas centrales que ha imperado durante sus ediciones anteriores para sustituirlo por un planeamiento basado en pasillos de anchuras diversas”, irregulares y con recovecos que crearán una suerte de ciudad dinámica en la que ya no hay espacios privilegiados ni grandes plazas.

El objetivo del nuevo diseño del PROGRAMA GENERAL ha sido romper los bloques regulares que antes componían esta sección y crear la máxima cantidad posible de “islas” de stands, multiplicando así el número de esquinas y espacios que llamarán la atención de los visitantes. La irregularidad, marcada por una serie de retranqueos de alrededor de dos metros de longitud, generará además, espontáneamente, multitud de “lugares de desahogo, parada y conversación”. De esta manera, se amplía la calidad de las zonas intermedias y quedan revalorizados espacios que antes no eran tan apreciados por los galeristas, como las paredes laterales o los pasillos interiores, donde ahora se ubicarán también áreas de grandes dimensiones que atraerán al público de la feria. Se ha creado una “isotropía de calidad”, señala Herreros.

Al mismo tiempo, los lugares asignados a cada galería son de forma rectangular, sin irregularidades, y en ellos prima el frente sobre la profundidad para generar disposiciones con mayor visibilidad. Para ello se parte de una dimensión común establecida en 10m que multiplicada por 6.5, 7.5, 10. 12.5 y 15.0 genera los stands de 65, 75, 100, 125 y 150 m2 –todos ellos con una altura de 360cm– que ofrece la feria a sus expositores. Para Juan Herreros, esta distribución racional es una de las claves de la nueva organización de la feria en la que no sólo se han perseguido objetivos estéticos o visuales sino muy especialmente una suerte de “estructura espacial latente” que le dará a la feria “coherencia, lógica distributiva y un sello personal reconocible”.

El ascenso hacia el arte emergente
Los enormes vestíbulos de los nuevos pabellones serán enclaves especiales de la feria albergando los puntos de información, las áreas de descanso y los lugares ofrecidos a las librerías para desplegar su oferta. Como señal identificativa de la feria, estos vestíbulos estarán envueltos “con una cortina descolgada del techo que elimine todo accidente geométrico del espacio para reducirlo a una forma blanda y sinuosa como una cámara de acceso al espacio activo pero silencioso de la feria”, explica el arquitecto.

Además, será a través de estos vestíbulos por donde el público ascenderá a la parte superior del pabellón 14 para contemplar los distintos programas comisariados. Esta subida, que se realizará por unas escaleras mecánicas, constituirá una experiencia estética que acompañará al visitante en su ascenso a la planta superior. El trayecto conectará sendas áreas de descanso ubicadas en las plantas baja y primera del pabellón 14 que atraerán al público hacia el punto de contacto entre los dos niveles de la feria. Se trata de “dos grandes espacios equipados con mobiliario informal y blando” construidos con materiales reciclados, lo que contribuirá a crear un ambiente de relax separado visual y estéticamente de la feria convirtiéndolos en “lugares de gran atractivo ineludibles para cualquier visitante”.

En contraste con otras ediciones, en ARCO’08 las áreas de descanso sólo se situarán en estos vestíbulos, reservando el resto del pabellón exclusivamente para la actividad expositiva. A través de estos atractivos espacios, los visitantes entenderán además “que el piso superior oculta una parte más que atractiva de la feria” y no dudarán en subir para comprobarlo. Esta invitación al ascenso constituye uno de los grandes retos del diseño espacial de la feria, ya que desde hace más de una década ARCO ha estado dispuesto en pabellones de una sola altura.

Un piso superior en ebullición constante
La planta superior de ARCO, que ocupará el llamado pabellón 14.1, se convertirá en un foco de atención para el público al acoger los programas comisariados que traen a Madrid lo mejor del arte emergente internacional. Las distintas secciones se distribuirán a lo largo del pabellón ocupando bandas paralelas por orden, primero ARCO40, luego la superficie reservada a BRASIL EN ARCO, y consecutivamente SOLO PROJECTS, EXPANDED BOX y GRANDES COLECCIONES, con un gran espacio central que discurrirá también a lo largo del pabellón y en el que se desarrollarán las propuestas de PERFORMING ARCO y el FORO DE EXPERTOS EN ARTE CONTEMPORÁNEO, así como los espacios dedicados a las revistas y editoras.

La superficie dedicada a la segmentación del PROGRAMA GENERAL, ARCO40 se ha diseñado en continuidad con la feria ya que se trata de 55 galerías con los mismos intereses que las de la sección general. Así, su distribución respeta los criterios de ordenación y retranqueos del piso inferior pero con una particularidad, se trata de espacios fijos de 40m2 en los que se expondrán obras de tres artistas realizadas en los últimos tres años. Este espacio centrará su atención, por tanto, en el arte más joven y será para los visitantes un inicio idóneo del recorrido por la planta superior en el que encontrarán muestras de alta calidad de la plástica emergente.

Tras el espacio dedicado a esta segmentación, el público y los coleccionistas encontrarán los stands de BRASIL EN ARCO, que ocuparán la superficie central y contarán con un concepto expositivo propio diseñado por la arquitecta Marta Bogea. Alineados en dos filas, los espacios brasileños crearán una gran galería que, respetando los criterios del resto de la feria, tendrá una personalidad propia.

A continuación y en torno a la gran plaza central, se desplegará el programa SOLO PROJECTS en stands de 30m2 que acogerán proyectos de un solo artista, la mayoría creados específicamente para la ocasión y seleccionados por un equipo de comisarios internacionales. De esta manera, el espacio dedicado a los one-man-show asume una mayor entidad ya que pasa de estar situado tradicionalmente en los laterales, a ocupar el centro de la planta superior. Esto es una clara muestra del interés que ARCO pone en los creadores contemporáneos otorgándoles un espacio privilegiado para la realización de instalaciones específicas.

A su lado, el espacio central “hará las veces de desahogo visual y ensanchamiento espacial”, explica el arquitecto. Allí se desarrollarán, en dos grandes estructuras circulares, el FORO DE EXPERTOS EN ARTE CONTEMPORÁNEO y el programa PERFORMING ARCO. “Ambos son entendidos como construcciones ligeras que evitan la necesidad de abandonar la feria para acudir a sus actividades programadas”, señala Juan Herreros. El espacio dedicado a las performances, compuesto por dos semicírculos acotados por telas verticales de 3,60 metros de altura, será completamente diáfano en su interior y emulará un “corro” en torno al cual los visitantes podrán situarse para ver las distintas actuaciones. Los artistas dispondrán de toda libertad para componer sus propuestas, que se desarrollarán cada día de la feria en un pase matinal y otro vespertino. El diseño de este espacio refuerza la propia naturaleza del lenguaje del arte en directo, concebido para ser visto por el público y que en ARCO’08 cobrará una nueva dimensión.

En el otro extremo del pabellón, el FORO DE EXPERTOS se desarrollará en una superficie de casi 300m2 compuesta por un espacio elíptico y otro circular. En el más grande, que contará con gradas escalonadas en su interior, se llevará a cabo el programa de conferencias, mientras que el círculo más pequeño permitirá un encuentro cercano de los expertos, críticos, historiadores con los galeristas, artistas y coleccionistas en la subsección FORO BREAK. La ubicación de estos programas en el interior de los pabellones de exposición es una de las mayores novedades que aportará el diseño espacial de ARCO’08, ya que tradicionalmente este programa se había celebrado en el Centro de Convenciones, alejado de los pabellones de ARCO, lo que dificultaba la asistencia de los ponentes a la propia feria y hacía prácticamente imposible la participación de galeristas y artistas en las conferencias. Esta apuesta integrará ambas opciones, dando mayor solidez teórica a las propuestas artísticas que se presentan en la feria y facilitando el diálogo entre las distintas perspectivas que implica el mundo del arte en sentido amplio.

Para completar este ancho espacio central, entre el FORO y PERFORMING ARCO, se situarán las propuestas de las revistas y editoras, con stands pequeños de altura reducida, para “hacerlos más permeables a la vista y la luz”, y equipados de ruedas para convertirlos en una especie de “muebles” dinámicos. También tendrán su propio lugar las revistas digitales, con un mostrador circular en el que se dispondrán una serie de ordenadores en los que los visitantes podrán consultar estas publicaciones electrónicas.

Tras este espacio central en el que se acumulará un gran movimiento de público, se situará una de las secciones más interesantes de la feria, EXPANDED BOX, el programa dedicado al arte electrónico. En esta ubicación privilegiada se dispondrá un bloque de paredes negras compuesto por ocho stands de 30 m2 cada uno y dos salas de proyección de la misma superficie. Además, el espacio permitirá la exposición de una pieza singular de 3x3x3m. de los artistas Rejane Cantoni y Leonardo Crescenti presentada por la galería BARÓ CRUZ, así como una zona con pantallas para visionado individual de los videos que se pasan en loop en las salas de proyección.

Por último, en los laterales del programa de arte electrónico y al fondo del pabellón, se ubicarán los espacios dedicados a las instituciones dentro del programa GRANDES COLECCIONES, que se desplegarán en stands de distintas superficies diseñados por arquitectos de reconocido prestigio.

Una sala VIP singular
Enclavada en un lugar estratégico, entre los dos pabellones en los que se situará el PROGRAMA GENERAL, los galeristas, coleccionistas e invitados especiales podrán acudir a su propio espacio de descanso y encuentro. La SALA VIP de ARCO8, con casi mil metros cuadrados, será la mayor sala de estas características que se ha diseñado para una feria de arte contemporáneo. Su ubicación, situada a una distancia equilibrada de todos los expositores, romperá con el bullicio del exterior para crear un clima de sosiego a través de estructuras intrincadas y cavernosas con iluminación baja y ambiente relajante en lo que se espera que constituya un experimento espacial y arquitectónico.

En su interior, el espacio se distribuirá en cuatro recintos: una zona activa con mesas para celebrar reuniones y encuentros, un área de mesas pequeñas para charlas informales y dos salas dedicadas totalmente al descanso, una con sofás y otra concebida a modo de chill out. En este espacio, patrocinado por Berge, también se celebrarán los cocktails diarios y se situará el restaurante para galeristas e invitados especiales.

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas: ,

publicidad  publicidad  

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad