publicidad

IX NOCHE DE MAX ESTRELLA

19 abril, 2006 | Por | Categoría: Sin categoría | Imprime esta noticia Imprime esta noticia
Un recorrido por el Madrid de Valle-Inclán en “Luces de Bohemia”
Viernes 21 de abril de 2006,
dentro de los actos del DIA DEL LIBRO del Círculo de Bellas Artes

Concentración de bohemios ante Casa Ciriaco, en la Calle Mayor
Se dará la bienvenida a los peregrinos en nombre de don Ramón María del Valle-Inclán.

Max Estrella sale de la Cueva de Zaratustra. En el Pretil de los Consejos. Don Gerardo Vera, Director del Centro Dramático Nacional, y autor del montaje de “Divinas Palabras” que se representa en el nuevo y flamante Teatro Valle-Inclán, glosará la pervivencia del dramaturgo gallego, iniciándose la marcha. Tras la proclama, don Godo y don Ángel Chicharro, mesoneros de Casa Ciriaco, ofrecerán un refrigerio a la concurrencia académica y festiva.
Visita a la casa donde se suicidó Fígaro. En la Calle de Santa Clara, 3. Rosana Torres, periodista egregia y fundadora de esta procesión republicana, y Enrique Centeno, punzante crítico y meritorio profesor, dialogarán con su amigo don Mariano José de Larra sobre los sucesos que acontecen en la corte de los milagros.
Respeto ante la morada del Padre de Segismundo. En Mayor, 61. Don Ernesto Caballero, autor y director de teatros herederos de los siglos áureos, saludará al maestro don Pedro Calderón de la Barca de parte de su admirador el Marqués de Bradomín.
Loa al Fénix de los Ingenios, al pie de su solar natal. Mayor, 46-48. El profesor de la Universidad Carlos III, y gran conocedor del paño teatral actual, Eduardo Pérez-Rasilla, dará cuenta a don Félix Lope de Vega Carpio de la situación de tal negociado creativo.
Botellón en la Buñolería Modernista. O sea, en Chocolatería de San Ginés. La periodista Itziar de Francisco, se las verá con los bohemios. Y los gentiles hospederos de la Chocolatería brindarán por ello con los presentes, ofreciendo un nuevo refrigerio.
Peaje en la Taberna de Picalagartos. Puerta del Sol-Montera. La valiente directora de escena doña Mercedes Lezcano recordará a las Pisabién del Madrid más “echao p’alante”. La señora, que aprendió de su recordado compañero Adolfo Marsillach estéticas y éticas, apuesta fuerte por la libertad de creación.
Duelo en el Café Colón. Bajo el Tío Pepe de la Puerta del Sol. El insigne escritor don Ramón Irigoyen rememorará el episodio en el que don Ramón María perdió el brazo en aquel Café de la Montaña, convertido por Valle-Inclán en el Café Colón, en el que Max Estrella saludó a Rubén Darío.
Encuentro con Mateo, en Gobernación. Casa de Correos. El Consejero de Cultura, Santiago Fisas, como suele, abrirá las puertas del que fuera Ministerio de la Gobernación, al presidente del Círculo de Bellas Artes, Juan Miguel Hernández León y su comitiva bohemia. El destacado Catedrático de la Universidad Complutense, Javier Huerta, recordará, en el muy transformado ámbito, el diálogo de Max Estrella con el anarquista Mateo. Y, como cada año, los autores Manuel Gómez y Chatono Contreras, ajustarán cuentas con la autoridad competente.
Callejón del Gato. Ante Las Bravas. El veterano actor y director Francisco Vidal dará vida con su buen arte interpretativo, ante los históricos espejos cóncavos y convexos, a la escena de Luces de bohemia en la que se canoniza el esperpento. La Familia Blanco, conservadora cuidadosa de las históricas reliquias volverá a ofrecer a los peregrinos posada y alimento para caminar restaurados la última parte de la andadura.
Corral del Príncipe, hoy llamado Teatro Español. Plaza de Santa Ana. Al sabio y viajado catedrático Jorge Urrutia, director académico ahora del Instituto Cervantes, le corresponderá poner en solfa las venturas y desventuras, cierres y aperturas, del teatro con más pedigrí de las Españas. ¡Toda una lección!
Casa de Valle Inclán, en el Ateneo de Madrid, en la calle Santa Catalina. Ante la placa que recuerda la casa donde vivió el que fuera presidente de la Docta Casa, el regidor de la república de los dramaturgos hispanos, don Jesús Campos, glosará la circunstancia de los colegas de Ramón María en las actuales calendas.
Tributo al otro manco, Cervantes. Ante el Congreso de las Españas. La seria filósofa, docta profesora, arriesgada investigadora y lucida teatrera, además de avivadora de Educaciones y Culturas en las Moncloas, María Fernanda Santiago Bolaños, subirá a la tribuna pública con palabras hechas para la reflexión y el compromiso, que no están los tiempos para frivolidades.
Sala Fernando de Rojas del Círculo de Bellas Artes. Orquestada por el director teatro, Juan José Granda, y por el músico, Miguel Tubía, se representará el paseíllo satírico-cósmico, “Max Estrella en las estrellas”, con la colaboración de unas cuantas estrellas de la Real Escuela Superior de Arte Dramático de Madrid, con cierta colaboración de “La hija del capitán”… Cantándose el himno de los peregrinos, el “Ahí va…”, de “La Corte del Faraón”, con un recuerdo especial a quien lo acuñó como insignia de “La Noche de Max Estrella”, el admirado Alonso Zamora Vicente, que lo cantó en jornada memorable, a dúo, con Esperanza Roy. Todo ello, antes de servirse la tradicional chocolatada.
Se baja el telón, aunque siga la función. Sin salir del Círculo.
Luis Araújo, maestre de esta fiesta, regirá el fin de fiesta.
Luego, al que Dios se la de San Pedro se la bendiga.

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas:

publicidad  publicidad  

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad