publicidad

Antonio de la Torre. Premio 18 Festival de Málaga Cine Español

04 Febrero, 2015 | Por | Categoría: Actualidad, Cine, Concursos y Premios | Imprime esta noticia Imprime esta noticia

SONY DSCLa 18 edición del Festival de Málaga. Cine Español, que este año se celebra del 17 al 26 de abril, ha otorgado el Premio Málaga–Sur a Antonio de la Torre, Este galardón, que se entrega con la colaboración del diario Sur, se otorga cada año a un actor o actriz con una extensa y exitosa trayectoria profesional.

Antonio de la Torre Martín, se licenció en Periodismo pero siempre tuvo claro que se quería dedicar a la interpretación. Trabajó en Canal Sur Radio y posteriormente en Canal Sur Televisión, presentando los informativos deportivos del fin de semana, pero durante esta última etapa profesional estuvo viajando cada fin de semana a Madrid para seguir diversos cursos de interpretación y estudiar en la escuela de Cristina Rota.

El primer papel que interpretó fue en Los peores años de nuestra vida (1994), de Emilio Martínez Lázaro. En televisión le llegó el éxito en la miniserie Padre Coraje haciendo el papel de El Loren aunque también había participado en Lleno por favor, serie de éxito interpretada por Alfredo Landa, en Antena 3.

Es uno de los actores habituales en cortometrajes españoles, entre ellos, los primeros realizados por el director Daniel Sánchez Arévalo, (Profilaxis o Física II) quien posteriormente contaría con él para uno de los papeles principales en su primera película, Azul Oscuro Casi Negro (2006), gracias a la cual ganó el Goya al mejor actor secundario en 2007. Otro de sus directores habituales es Álex de la Iglesia, que ha contado con él en la mayoría de sus películas (Muertos de risa en 1999, La comunidad en 2000, La chispa de la vida…) como secundario, pero fue en 2010 cuando hizo su primer papel protagonista con el director bilbaíno en la película Balada triste de trompeta, obteniendo una nominación a los Goya.

En 2009 protagonizó la segunda película de Sánchez Arévalo, Gordos, una comedia sobre los excesos y las deficiencias de la vida y sobre nuestras inseguridades. De la Torre tuvo que engordar 33 kilos para dar vida a su personaje, Enrique. Por este papel fue recompensado con su segunda nominación a los Goya. En los años siguientes participó en varias películas, entre las que destaca La isla interior (2009), Lope (2010), una historia biográfica de Lope de Vega, y Primos (2011), de nuevo con Daniel Sánchez Arévalo.

En diciembre de 2008 protagonizó su primer montaje teatral en una producción del Centro Dramático Nacional: La taberna fantástica, de Alfonso Sastre y dirigida por Gerardo Malla.

Ha trabajado también en 2 largometrajes dirigidos por Pedro Almodóvar Volver y Los amantes pasajeros y con Manuel Martín Cuenca en La mitad de Oscar y Caníbal, recibiendo por este trabajo el premio como mejor actor protagonista de los “Premios Feroz”, del “Círculo de Escritores Cinematográficos” y del “Festival de Cine Español de Toulouse”, además de estar nominado a mejor actor protagonista en los Premios Goya.

En 2012, es nominado doblemente a los Goya como mejor actor protagonista y de reparto por sus papeles en Grupo 7 e Invasor.

Ha trabajado asimismo en dos producciones extranjeras interpretando sus personajes en inglés United Passions con Gerard Depardieu y dirigido por Frédéric Auburtin y Untitled Jim Loach Project, dirigido por Jim Loach.

Sus últimos trabajos han sido en La isla mínima dirigido por Alberto Rodriguez, Hablar dirigido por Joaquín Oristrell y Felices 140 dirigido por Gracia Querejeta.

Imagen: Antonio de la Torre de Roberto Álamo, cortesía Prensa Festival de Málaga. Cine Español

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas: , , , , , , , ,

publicidad  publicidad  
Noticias relacionadas:

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad