Compartir

La Biblioteca Nacional de España acoge la exposición El exilio republicano de 1939, ochenta años después, que podrá verse hasta este domingo 2 de febrero. La muestra busca homenajear la memoria de todos los exiliados republicanos cuando han pasado más de ochenta años desde el final de la Guerra Civil.

La caída de Barcelona el 26 de enero de 1939 precipitó la Retirada, y entre finales de enero y el mes de febrero de aquel invierno, aproximadamente medio millón de españoles republicanos, de todas las clases sociales y edades (ancianos, mujeres, milicianos y niños), desarmados y ligeros de equipaje, atravesaron con sus maletas y bultos la frontera francesa.

Para la mayoría de nuestros intelectuales exiliados la primera experiencia de su exilio francés fue la de los campos de concentración, como Argelès o Saint Cyprien. Los artistas, escritores e intelectuales republicanos internos en estos campos de concentración franceses preferían, por razones obvias de lengua y cultura, exiliarse en América, sin olvidar que muchos exiliados republicanos españoles terminaron por convertir Francia en su residencia definitiva y que permanecieron en una Europa abocada a la Segunda Guerra Mundial.

Instalados en sus distintos países de acogida y creadas nuevas instituciones como la Junta de Cultura Española, fundada en París en marzo de 1939, los intelectuales republicanos exiliados pudieron publicar durante aquel mismo año sus primeros libros, editar sus primeras revistas, exponer sus primeros cuadros o dar sus primeros cursos en universidades americanas.

La exposición pretende reconstruir la actividad cultural a lo largo de aquel año 1939 del exilio republicano español en las cuatro lenguas de nuestra República literaria: castellano, catalán, gallego y vasco.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.