Compartir

Los Reyes tuvieron un encuentro con los directores de Academias de la Lengua Española (ASALE) y patronos de la Fundación Pro Real Academia, y presidieron la clausura del XVI Congreso de la Asociación de Academias de la Lengua Española, organizado por la Real Academia Española, y en el que participaron las delegaciones de las 23 Academias de la Lengua Española de todo el mundo que comparten la responsabilidad de mantener la unidad y el buen uso del español, hoy patrimonio común de 580 millones de personas.

Don Felipe y Doña Letizia, acompañados por la ministra de Economía y Empresa en funciones, Nadia Calviño; el presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno; el delegado del Gobierno en Andalucía, Jesús Lucrecio Fernández; el alcalde de Sevilla, Juan Espadas; y el director de la RAE y presidente de la Asociación de Academias de la Lengua Española, Santiago Muñoz, asistieron a los actos celebrados con motivo del XVI Congreso de la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE).

Los Reyes presidieron la clausura del XVI Congreso de la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE), cuyo principal objetivo es “reflexionar sobre los principales problemas de la lengua española”, que reunió a miembros de las 23 academias de la lengua española que existen en el mundo, destacando entre el amplio programa la irrupción de la inteligencia artificial en el habla. También, se presentó el proyecto “Lengua Española e Inteligencia artificial (LEIA)”, así como las obras completas de Miguel de Cervantes.

Tras una interpretación musical a cargo del Coro de la Fundación Princesa de Asturias y de las intervenciones del director de la RAE y presidente de ASALE, y del académico de número de la RAE, Francisco Rico, los Reyes recibieron las Obras completas de Cervantes en la edición de la Biblioteca Clásica de la RAE.

A continuación, se presentó el proyecto de Lengua Española e Inteligencia Artificial (LEIA), que tiene por objeto la defensa, proyección y buen uso de la lengua española por parte de las máquinas. Acompañaron a los Reyes y al director de la RAE los socios tecnológicos que forman parte del proyecto: Telefónica, Google, Amazon, Microsoft, Twitter y Facebook.

Finalizada la proyección de las firmas digitales el Rey pronunció unas palabras en las que destacó que “Es tan grande el impacto previsible de las aplicaciones de esta tecnología que resulta imposible determinar hoy todas sus consecuencias. Pero es imprescindible crear las estructuras que puedan aprovechar en los mejores términos cuanto está trayendo de beneficioso esta incipiente revolución. Es evidente que está afectando ya a la comunicación humana de la que la lengua es vehículo esencial”.

También, Don Felipe dijo que las Academias “Trabajan juntas en la defensa de la unidad y la calidad del español, y tienen en cuenta tanto los elementos comunes a todas las naciones hispanohablantes como las particularidades de cada territorio. Esta manera de respetar la lengua común y de proteger sus peculiaridades es, sin duda, la consagración de las fervientes recomendaciones que don Andrés Bello puso al frente de su Gramática de la lengua castellana destinada al uso de los americanos, publicada en 1847”.

El Rey celebró y felicitó “la perspicacia de quienes han concebido la alianza entre las grandes empresas tecnológicas globales y la RAE, con la adhesión de todas las Academias que forman ASALE. Me alegra conocer que es un proyecto abierto a todas las empresas e instituciones que quieran sumarse en los sucesivo. Establecer una regulación global sobre el uso del español por las máquinas, me parece un proyecto apasionante. Como ha dicho el Director de la Española, tiene algo de refundacional”.

El programa del congreso se articuló en dos partes: una académica de carácter interno, reservada a los miembros de las corporaciones de la ASALE, y otra cultural abierta a todos los ciudadanos. El amplio y variado conjunto de actividades culturales que ofrece el congreso constituye una iniciativa novedosa dirigida a fortalecer la relación de las academias con el conjunto de la sociedad y a potenciar la proyección de su acción panhispánica.

A lo largo de todo el congreso, se debatió en torno a las iniciativas sobre política lingüística panhispánica, acción cultural, educación, relación con los medios de comunicación y el Convenio de Bogotá. Además, se llevó a cabo la reunión técnica de los académicos responsables de la 24.ª edición del Diccionario de la lengua española (DLE) en cada una de las academias.

Respaldado por la Fundación pro Real Academia Española, el congreso cuenta con el patrocinio de Loterías y Apuestas del Estado y la colaboración del Gobierno de España, la Junta de Andalucía, los Ayuntamientos de Sevilla y Córdoba, la Universidad de Sevilla, la Fundación Cajasol, la Fundación José Manuel Lara, el Grupo Planeta y la Real Academia Sevillana de Buenas Letras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.