Compartir

La capacidad inagotable del Museo del Prado como elemento inspirador para la creación se ha vuelto a poner de manifiesto en esta nueva lectura de su colección para “vestir” con increíbles colores y ricas texturas las fachadas del edificio Villanueva.

Las obras maestras del Prado salen al exterior a través de los ropajes que visten a sus personajes. Obras de Van der Weyden, Ribalta, Veronés, Velázquez, Rubens, El Greco, Ribera, Andrea del Sarto y Alma Tadema trasladarán a los viandantes a la esencia de su interior.

A través de este proyecto el Museo del Prado se mostrará a la calle con una nueva imagen durante la celebración de su Bicentenario.

Más 11.000 m2 de PVC microperforado cubrirán las fachadas del edificio Villanueva con detalles de las telas del Prado para que el día 19 de noviembre luzcan con los tejidos que han representado los maestros de la pintura, las “telas” del Prado, pero telas “pintadas” en las que se ven los golpes de pincel, los movimientos y la pintura, los craquelados y cambios que provoca el tiempo. Una nueva mirada al interior de la colección en la que se han buscado calidades, gamas cromáticas, materias y gestualidades que se potenciarán entre sí y que visualmente se integran en la arquitectura.

Para este proyecto único se han seleccionado un total de once detalles de nueve obras que cubrirán las fachadas con quince lonas. La disputa con los doctores en el Templo de Veronés, La Coronación de la Virgen de Velázquez y La Trinidad del Greco decorarán la fachada oeste (puerta de Velázquez), La Virgen con el Niño entre San Mateo y un ángel de Andrea del Sarto, Magdalena penitente de Ribera y La siesta de Alma Tadema vestirán la fachada este y Cristo abrazando a San Bernardo de Ribalta engalanará la fachada sur (puerta de Murillo). La fachada norte (puerta de Goya) se descubrirá al público el próximo 19 de noviembre durante un simbólico acto de presentación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.