Compartir

Una muestra que permite disfrutar de un centenar de las famosas greguerías y de los dibujos originales que las acompañaban, también realizados por el prolífico y polifacético escritor.

Tertuliano, actor, periodista, dibujante y escritor por encima de todas las cosas –escribió alrededor de cien obras, entre ensayos, teatro y biografías–, Ramón Gómez de la Serna (Madrid, 3 de julio de 1888 – Buenos Aires, 12 de enero de 1963) fue un auténtico agitador social y el introductor en España de la mayoría de las vanguardias literarias. Fue también el catalizador del Madrid moderno, conocido especialmente por haber creado las greguerías, un género literario que él mismo definió como el resultado de la suma de humor y metáfora y que refleja el espíritu indomable e inquieto de un artista adelantado a su tiempo.

Ramón Gómez de la Serna, Greguerías, 5ª Blanco y Negro, núm. 2.146, 10 de julio de 1932 Tinta y lápiz sobre cartulina. Museo ABC, Madrid. En todas las plazas de Europa y América me encuentro con esos generales a caballo que señalan airadamente una bocacalle… Parecen indicar un camino que no les hemos preguntado, y, según el estudio estadístico que yo he hecho, señalan casi siempre el camino del Correo Central.

Las greguerías componen el género literario más personal de Ramón Gómez de la Serna. Uniendo humor y metáfora, el autor encuentra la fórmula literaria que le permite describir el mundo que le rodea. «Podrían definirse las greguerías como un conjunto de apuntes chispeantes, un ejercicio conceptual asentado en la risa, una autocrítica mordaz típica del humor español pero que este genial autor supo llevar más allá del simple chiste, creando un género literario», explica Inmaculada Corcho, directora del Museo ABC y comisaria de la muestra. En palabras de Ramón, sus greguerías son «lo que gritan los seres confusamente desde su inconsciencia, lo que gritan las cosas».

Estos dibujos no son simples motivos decorativos, sino que son el complemento necesario para entender las irónicas y absurdas greguerías. Son una extensión de su carácter creador y polifacético. «Dibujo a veces las ilustraciones de mis trabajos por ser tan difícil dar explicaciones a los dibujantes para que al fin accedan a representar lo que queremos», afirmaba el genial autor.

Ramón Gómez de la Serna, Greguerías, 1ª Blanco y Negro, núm. 2.254, 30 de septiembre de 1934. Collage con tinta sobre cartulina. Museo ABC, Madrid. En el delirio del aburrimiento hay un momento en que, para despejarnos de la jaqueca de la vida y de lo abrumador de nuestras meditaciones, comenzamos a ver la realidad a través de las tijeras de la mesa. Es un gesto del delirio íntimo que hay que divulgar…

Gómez de la Serna, Ilustrador
La exposición ‘Greguerías Ilustradas’ presenta una selección de cien piezas –de las 314 con las que cuenta la colección perteneciente a la Coleccion ABC– que fueron publicadas en Blanco y Negro entre 1930 y 1935 agrupadas en diferentes secciones: ‘Cifras de París’, ‘Cifras de Alemania’, ‘Cifras  de ahora’, ‘Greguerías ilustradas’ y ‘Greguerías’. A pesar de que los dibujos de Gómez de la Serna que acompañan a sus escritos no se caracterizan por su detalle o por la belleza del trazo sí cumplen un fin claro: ayudar a la comprensión de las complicadas greguerías y reforzar el ambiente satírico y divertido. Muy consciente de su calidad, Goméz de la Serna se refería a su trabajo como «dibujo de escritor muy distinto del dibujo de dibujante». Sus dibujos, firmados casi siempre con una R, como si se tratara de un anagrama, no están unidos a su prosa «como la cola de trapo a la cometa de papel, [sino que] su proceso de creación es sin duda paralelo a la propia escritura», como subrayó un tal A.F.B. en la revista sevillana Mediodía en 1928.

«Los dos grupos escritos desde París y Berlín son apuntes e impresiones de las dos ciudades europeas, traducidos al lenguaje ramoniano; el resto de series describen situaciones de la actualidad matizadas por la percepción del autor. Todas ellas comparten, además de los juegos de metáforas, los aforismos y los símiles, un desarrollo algo más extenso que lo que entendemos como greguería, de forma que, estas piezas son artículos-greguerías, textos adaptados a la necesidad periodística de la revista, que describen situaciones, escenas contempladas que el autor recrea y desdobla en una realidad paralela. A pesar de la extensión, se trata del mismo juego de ingenio que utiliza en las greguerías más condensadas», explica la comisaria.

Datos de interés:
Ramón Gómez de la Serna. Greguerías Ilustradas
Fecha: Del 17 de abril al 17 de junio 2018
Museo ABC. (c/ Amaniel 29-31, MADRID)

Ilustración Portada: Ramón Gómez de la Serna, Greguerías, 5ª, Blanco y Negro, núm. 2.153, 18 de septiembre de 1932. Tinta y lápiz sobre cartón. Museo ABC, Madrid. Hay un momento en que la motocicleta traza la curva cerrada en que el motorista parece haberse salido del mundo, ciñéndose al borde de los abismos, medio acostado sobre el lecho de la muerte, rozando el trasmundo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.