Según el informe presentado por el Observatorio de la Lectura y el Libro* «Los libros infantiles y juveniles en España», en el que se recoge los principales datos de producción y facturación correspondientes a 2015, así como las tendencias más significativas, este subsector se muestra como uno de los más consolidados y de los principales motores de la industria editorial española.

El informe también apunta algunas de las principales características donde las editoriales están apostando por ampliar su oferta y atender a todo tipo de géneros, con propuestas cada vez más diversas y variadas. El álbum ilustrado continúa viviendo un gran momento y está consiguiendo atraer al público adulto, que se acerca sin prejuicios a este tipo de publicaciones. Y aunque el libro impreso mantiene su hegemonía, la literatura infantil y juvenil es un espacio propicio para la experimentación en el terreno digital, con iniciativas sumamente innovadoras.

Según los datos recogidos en el informe «Los libros infantiles y juveniles en España» se puede hablar de confianza en este subsector, uno de los más consolidados y maduros de nuestra industria del libro. En 2015 se publicaron 7.919 nuevos títulos infantiles y juveniles, un 5,5% más que en 2015, lo que representa el 10% del total del sector. Por su parte, el número de ejemplares, que alcanzó los 51,38 millones, disminuyó un 5,3% aunque representa un poco menos de la cuarta parte del total del sector. Un total de 592 agentes editoriales editaron libros infantiles y juveniles, siendo Cataluña y Madrid las comunidades donde más se producen literatura infantil y juvenil, sumando entre ambas más del 68% de lo publicado.

En cuanto a la producción, también es interesante reseñar que respecto a la edición digital, más del 9% de los libros de este subsector se editaron en formato electrónico, sin embargo la edición electrónica sufrió una notable caída del 34%. Se trata del segundo subsector con mayor número de traducción (37,5%) con el inglés como principal lengua de traducción.

Respecto a las ventas, la facturación en el mercado interior alcanzó en 2015 los 258,8 millones de euros, un 5,9% menos que en 2014, lo que representa el 11,5% de la facturación total del sector, siendo el tercer subsector en ventas, solo superado por Texto no universitario y Literatura. El número de ejemplares vendidos en España sumó casi 26,6 millones, un 8,8% menos que en 2014, lo que supone un poco más del 17% del total del sector. En cuanto a la facturación en el mercado exterior, en 2015 alcanzó los 26,36 millones, un 6,8% más que año anterior; mientras que la venta de ejemplares fue de 5,8 millones, un 2,7% más que en 2014.

Ver infografía… 

Ver informe…

* El Observatorio de la Lectura y el Libro es un organismo perteneciente al Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, a través de la Dirección General de Industrias Culturales y del Libro, que tiene el propósito de analizar permanentemente la situación del libro, la lectura y las bibliotecas en su conjunto, tal y como se establece en la disposición adicional segunda de la Ley 10/2007, de 22 de junio, de la Lectura, el Libro y las Bibliotecas.

Imagen Logopress

Artículo anterior«Tesoros de la Hispanic Society of America» ha recibido cerca de medio millón de visitantes
Artículo siguienteKrazy Kat. La gata loca de George Herriman en el Museo Reina Sofía con George Herriman

Deja un comentario