publicidad

El vídeo ha fabricado un nuevo espectador del arte

26 febrero, 2015 | Por | Categoría: Actualidad, Cine, Fotografía, No sólo arte | Imprime esta noticia Imprime esta noticia

video-regimen-coleccionista-audiovisual-museo-lazaro-galdianoEl vídeo ha fabricado un nuevo espectador del arte y anuncia una experiencia estética que implica una propagación viral sin precedentes. Y, sin embargo, a pesar de las paradojas que entraña, el coleccionismo privado no ha descartado convertirlo en el objeto más representativo de los nuevos patrimonios.

El vídeo, tal como le ocurrió a la fotografía a finales de los años ochenta y principios de los noventa, ha hecho gala de una rápida asimilación en el sistema del arte. Si la fotografía vio cómo se la equiparaba con los patrones de valorización propios de la pintura, el vídeo tampoco ha sido ajeno a una rápida incorporación al mercado del arte. Y no sólo eso, sino que sus condiciones técnicas están alterando las características de los nuevos proyectos museísticos. Las transformaciones introducidas por esta nueva tipología de obras han sido rápidamente naturalizadas por las instituciones del arte propias del siglo XXI.

Videoarte y coleccionismo: un proyecto de LOOP Barcelona se muestra en el Museo Lázaro Galdiano

La exposición Vídeo-Régimen. Coleccionistas en la era audiovisual supone “una aproximación sociológica a la situación del videoarte en nuestro país” en palabras de Carles Guerra. Los espectadores se enfrentan a un montaje que combina las obras que alberga el museo, piezas todas ellas fechadas entre el siglo VI a.C. y principios del siglo XX, y las imágenes en movimiento de las obras aportadas por los coleccionistas. En el mismo lugar se exhiben los diálogos con los coleccionistas donde ofrecen su testimonio sobre la experiencia de coleccionar videoarte: “se trata de ver las obras y escuchar las voces de los coleccionistas a través de un mismo canal”. La irrupción del videoarte se hace un hueco en las galerías del Museo. En algunos casos como el de Mario García Torres los paisajes de su obra, Abandoned and Forgotten Land Works That Are Not Necessarily Meant To Be Seen As Art, se han ubicado cerca de la obra de John Constable, El camino de East Bergholt a Flatford perteneciente a la colección del Museo. En otros como es el caso de la obra de Francis Alÿs, The Night Watch, las galerías de la National Portrait Gallery de Londres se confunden con las galerías del propio Museo esperando a que, de un momento a otro, aparezca el raposo.

Han sido numerosas las motivaciones que han llevado al comisario de la exposición a seleccionar las piezas de las diferentes colecciones. En ocasiones se ha optado por obras que han introducido a los coleccionistas en el videoarte: de la colección de Estefanía Meana se exhibe la obra de William Doherty, Closure, de quien la propia coleccionista destaca que “es el comienzo de mi vida como coleccionista de video”. Y añade “quizás esa pieza sea bastante importante dentro de lo que es mi vida en general. Me marcó mucho”. En otros casos la pieza seleccionada refleja la génesis del videoarte y las imágenes en movimiento, como es el caso de las obras de Ignasi Aballí que nos recuerdan a la pintura o Untitled Slide Sequence de Allan Sekula, donde una serie de diapositivas de 1972 que su autor denominaba “disassembled movies” o películas desmontadas evocan una fotografía posterior al cine.

Entre coleccionistas que han contribuido a este proyecto se encuentran Alicia Aza, Joan Bonet, Roser Figueras & Josep Inglada (Cal Cego), Ella Fontanals-Cisneros (The Ella Fontanals-Cisneros Collection), Josep Maria Lafuente, Estefanía Meana, Han Nefkens (H+F Collection), Ángel & Clara Nieto, Enrique Ordóñez (Colección Ordóñez Falcón de Fotografía), Fernando Panizo & Dorothy Neary, Emilio Pi & Helena Fernandino, Carlos Rosón (Fundación RAC), Teresa Sapey, Sisita Soldevila (Colección Ámister Hotel), Jaime Sordo, Julio Sorigué & Josefina Blasco (Fundación Sorigué), Carlos Vallejo & Wendy Navarro (CV Colección), Juan Várez, y Ernesto Ventós (Colección olorVisual).

La muestra transforma las galerías y gabinetes en un lugar idóneo para catalizar el debate acerca de una nueva forma de consumo cultural y estará abierta al público hasta el 11 de mayo.

Datos de interés:
Visita incluida con la entrada al Museo (entrada general 6€)
Museo Lázaro Galdiano: C/ Serrano 122. 28026 Madrid. Cómo llegar
Horario: Miércoles a lunes de 10 a 16.30h. Domingo hasta las 15h. Martes cerrado
Más información: www.flg.es

Imagen:”Closure”(2005), William Doherty. Serie 1/3. 11min 20seg (loop). Vídeo monocanal, color, sonido. Cortesía: Estefanía Meana

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas: , , , , , , , , ,

publicidad  publicidad  

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad