publicidad

“Quinquis De Los Ochenta: Cine, Prensa y Calle”, en La Casa Encendida

20 mayo, 2010 | Por | Categoría: Actualidad, Arte Joven | Imprime esta noticia Imprime esta noticia

La Casa Encendida de Obra Social Caja Madrid presenta en Madrid la exposición “Quinquis de los 80. Cine, prensa y calle”, que podrá verse desde el 8 de julio al 29 de agosto de 2010. La muestra es una coproducción de de La Casa Encendida y del Centre de Cultura Contemporània de Barcelona (CCCB), donde se presentó en mayo de 2009. El punto de partida de la exposición es la figura del quinqui o delincuente acuñada por el género cinematográfico de delincuencia juvenil que vivió su momento de apogeo en nuestro país entre los años 1978 y 1985.

La muestra se agrupa en dos grandes bloques. El primero analiza la figura del quinqui como icono, es decir, muestra al detalle el seguimiento que la prensa sensacionalista y de sucesos hacía del día a día del periplo del delincuente juvenil basado en la detención, el reformatorio y la posterior fuga. Se basa en la representación estetizada y estereotipada del delincuente de los ochenta, donde se atiende a la proyección del fenómeno especialmente alrededor de la prensa gráfica y el cine y a la retroalimentación de un medio sobre el otro. Personajes como El Vaquilla y El Jaro se convirtieron en héroes de la marginalidad para la calle y en ganchos irresistibles para la prensa. Además, en esta sala se analizará los recreativos como principal forma de ocio  de los adolescentes, protagonistas de la exposición. Este territorio agrupa a aquella generación de jóvenes de los setenta con la industria de la cultura juvenil en su contexto internacional y sus formas de consumo capitalista.

No es sólo que las noticias de prensa alimenten las películas, sino que también las películas alimentan los periódicos de sucesos. Detrás del mito, analizado y evaluado a fondo en la exposición, queda el hecho real, al cual hay que buscar también las explicaciones y las motivaciones, sobretodo por ser capaces de impedir en el futuro tragedias individuales como las vividas por los quinquis de los ochenta, tragedias, que, en el fondo, suponen la constatación de un fracaso colectivo.

La segunda sala se centra en la coyuntura social que se refiere a los barrios periféricos de los setenta, estigmatizados por la falta de servicios y por el azote del paro) y la cárcel, que vivía una etapa de enorme conflictividad. Esta sala funciona como reverso negativo del universo juvenil relejado en la otra sala.

En este espacio se reflexiona acerca de las condiciones políticas y socioeconómicas de una España desarrollista de la que surgen una serie de nuevos territorios con una conflictividad muy específica; son los territorios germinativos del quinqui. Por un lado, el territorio de los barrios, contextos de alienación y hacinamiento surgidos de los planes de urgencia social de los sesenta y las luchas vecinales por la obtención de servicios básicos en un contexto de paro y profunda crisis económica. Por el otro, la emergencia, en paralelo, de unos nuevos lugares de ocio y evasión adolescente, primeros espacios de manifestación de una cultura juvenil totalmente actual que aparece en nuestro país tras la dictadura.

Paralelamente, en esta sala se aborda la exposición sobre la gran pandemia de los jóvenes de los ochenta, la heroína, adentrándose en un declive que tuvo en la delincuencia y la prisión el capítulo más oscuro de ese sueño por vivir al límite. La lucha y la reivindicación de mejoras en las condiciones de vida de los presos, orquestada por la COPEL, constituye uno más de esos relatos en los márgenes que conforman la historia de la otra transición.

Finalmente, la exposición reflexiona sobre la trascendencia de los códigos de representación de la delincuencia que este cine acuña, y cómo sus personajes y territorios asociados, su estética y los clichés que les rodean ejercen una especial fascinación sobre la generación nacida en la convulsa década de los setenta. “Quinquis de los ochenta” es, por esta razón, una clara reivindicación del género cinematográfico en clave generacional. Por este motivo, La Casa Encendida programa el ciclo de cine en el que se proyectarán películas como “Perros Callejeros”, de Jose Antonio de la Loma, “27 Horas”, de Montxo Armendáriz, “Maravillas” de Manuel Gutiérrez Aragón o “Colegas”, de Eloy de la Iglesia

“Quinquis De Los Ochenta: Cine, Prensa y Calle”
Exposición
Del 8 de julio al 29 de agosto de 2010
Espacios: Salas D y E
Entrada libre

Ciclo “Cine Quinqui”
Fecha: Todos miércoles de julio y agosto
Lugar: Sala audiovisual
Precio: 2 euros

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas: , , , ,

publicidad  publicidad  

Un comentario a ““Quinquis De Los Ochenta: Cine, Prensa y Calle”, en La Casa Encendida”

  1. Laura dice:

    Alguien me puede decir las películas y el día concreto que se emitirán durante el ciclo de cine quinqui? un saludo

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad