publicidad

La Fundación Juan March ofrece la primera muestra individual de Tarsila Do Amaral

25 enero, 2009 | Por | Categoría: Exposiciones, Fundaciones | Imprime esta noticia Imprime esta noticia

Tarsilo Do AmaralLa Fundación Juan March inaugura, el próximo viernes 6 de febrero, la primera muestra individual de la artista brasileña Tarsila Do Amaral (Capivari, São Paulo, 1886 – São Paulo, 1973). La exposición es la primera muestra individual exhibida en España y una de las más completas dedicada a Tarsila do Amaral en Europa.

Es el gran nombre de la pintura brasileña y una de las figuras clave de la vanguardia de Brasil, cuyas contribuciones más significativas son -en opinión de Juan Manuel Bonet, comisario invitado para esta exposición- de lo más importante que ha dado el continente americano a la cultura moderna.

Una ocasión excepcional para visitar, hasta el 3 de mayo de 2009, una exposición concebida y organizada por la Fundación Juan March. Tarsilo Do Amaral es una figura central del movimiento antropófago, manifestación brasileña de vanguardia más clara; y concilia en su obra lo aprendido en Europa con una mirada al Nuevo Mundo redescubierto.

Más de cien obras de la artista, entre pinturas y dibujos, procedentes la mayoría de museos y colecciones particulares brasileños (con la excepción de una obra del Musée de Grenoble, otra del Hermitage de San Petersburgo y un boceto y un cuadro pertenecientes al Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía de Madrid), nos permitirán acercarnos a una de las máximas figuras de las vanguardias latinoamericanas y el emblema del modernismo brasileño.

La muestra está centrada en los años veinte y treinta, coincidiendo con su deslumbrante período central. En estos años llegan a Brasil las vanguardias, que habían surgido, una década antes, en Europa. Son los años veinte vividos por Tarsila do Amaral entre São Paulo y París, con un final simbólico en la URSS (viajó a Moscú en 1931). Es la época de sus conexiones vanguardistas en París, de su relación con pintores como Léger o escritores franceses como Blaise Cendrars, con quien mantuvo una gran amistad. Es el momento del nacimiento del “modernismo” brasileño en general y paulista en particular y del que será estandarte más de un cuadro suyo.

Tarsila do Amaral, durante dos intensas estancias en París, cumplió con lo que llamó su “servicio militar” en el cubismo y se alimentó de las corrientes de la vanguardia europea como una civilizada antropófaga. De vuelta a su país, la digestión de aquel banquete y el reencuentro con los colores y las formas de su infancia en las tierras del interior del Brasil darían lugar, en torno a 1920, a la época más deslumbrante de su pintura, tan “estructuralmente” brasileña.

La Fundación Juan March documenta así la etapa más fructífera y decisiva de la artista e incide en el contexto brasileño de esos años veinte –se incluyen trabajos de algunas de las más destacadas figuras del modernismo brasileño- y se completa con otros materiales documentales y con otras obras que enriquecen la muestra y el conocimiento de la artista: algunos ejemplos de cerámica marajoara, plumaria amazónica, objetos de arte colonial, cartografía, fotografías y una selección de obras de artistas europeos que viajaron a Brasil entre los siglos XVII y XIX.

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas: , , , , , ,

publicidad  publicidad  

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad