publicidad

El realismo documental de Walker Evans en la Fundación Mapfre

15 enero, 2009 | Por | Categoría: Exposiciones, Fundaciones | Imprime esta noticia Imprime esta noticia

MapfreLa Fundación Mapfre presentó en su sala de Azca la nueva programación de fotografía iniciada tras un proceso de adquisición y formación de obras fotográficas de diferentes artistas consagrados. Pablo Jiménez Burillo, Director General del Instituto de Cultura de FUNDACIÓN inauguró la más completa retrospectiva del fotógrafo norteamericano “Walker Evans (1903-1975)”, del 15 de enero al 22 de marzo, comisariada por Jeff L. Rosenheim y co-comisariada por Carlos Gollonet.

La exposición ofrece más de un centenar de fotografías vintage exclusivas, realizadas en gelatina de plata, procedentes de la principal colección particular de obras del fotógrafo.”Se trata de una exposición de una calidad y de una selección excepcional, están las mejores fotografías posibles de Evans realizadas por él o por su ayudante, pero siempre revisadas por él mismo”, dijo Gollonet. Considerado una de los referentes de la fotografía contemporánea su estilo sencillo marcó el camino que la fotografía habría de seguir en adelante. Aristas como Warhol, Cindy Sherman, Diane Arbus o Sol Lewitt siguieron los pasos iniciados por Evans en el camino inventado por él del llamado realismo documental en fotografía. “La exposición es realmente intensa”, declaró Jiménez Burillo. “Es uno de los más importantes figuras de la fotografía, consigue comunicar con el espectador de manera clara e intensa” aludiendo al realismo y a la poca sensación de estilo característica de la obra fotográfica de Evans.

Los fotógrafos llevaban décadas por el camino del sentimiento y la belleza evidentes. Evans culmina esa evolución formal mediante una ruptura que miraba los hechos directamente y representaba las cosas sin intervención, de una manera precisa, sin emociones ni tendencias a la idealización. Sus fotografías sencillas técnicamente, con medios básicos y su filiación por la tradición vernácula americana como espacio de actuación hicieron de él, el creador de un estilo fotográfico deudor del realismo literario representado por Flaubert, Baudelaire o Henry James.

La fotografía se convertía en un documento en sí misma. Gracias a Evans conocemos las habitaciones paupérrimas y desoladas de Alabama en los años treinta, la realidad social de la Habana en “The Crime of Cuba”, el drama social de la economía americana sumida en la Grand Depresión.  Entre 1938 y 1945 experimenta con el retrato. Bajo su abrigo oculta una cámara que toma instantáneas de los viajeros del metro de Nueva York. Fotos sin encuadres estéticos, al natural dejan al descubierto la poesía de la realidad, sin romanticismo ni nostalgia. Hacia los años cincuenta su fotografías son en color y se convierten en el eje de su trabajo hasta su muerte en 1975. La fragmentación y el lenguaje provocativo continúan fieles a la iconografía vital de Evans. Las imágenes son expresiones gráficas de una sociedad insensible a las representaciones que componen su experiencia cotidiana. La sensibilidad de Evans rompió con el romanticismo de la fotografía tradicional. Retrató el mundo moderno y eliminó las barreras entre lo bello y lo feo. Una nueva estética que proporcionó las herramientas para las generaciones posteriores.

Beatriz García Moreno

Del 15 de enero al 22 de marzo

Si el artículo te ha interesado, contempla la posibilidad de suscribirte. Es gratis.

Etiquetas: ,

publicidad  publicidad  

Comenta esta noticia

Su comentario quedará publicado en esta página. Si desea borrarlo, editarlo o conocer qué datos nos ha facilitado, póngase en contacto con nosotros. Encuentre más información en nuestra política de privacidad.


publicidad  publicidad